Iglesias y sus mariscadas: así celebra descalabro electoral en Galicia

Tras el fracaso electoral de Unidas Podemos en Galicia se vieron muchas caras largas en la sede del partido, estado de ánimo que cambió repentinamente en el momento que el líder de la agrupación, se llevó a todo su equipo para levantar los ánimos a una marisquería muy famosa en el pueblo de Cambados.

La velada empezó apagada por el amargor de tan pésimos resultados, pero poco a poco  “entre buen albariño, centollos y carabineros se iba cerrando la herida”, afirmó el empleado del negocio que les atendió.

“Salieron muy contentos, algunas de las chicas y el coletas acabaron vomitando. Se bebieron varias botellas de Moet Chandom y varios cubatas tras la cena”, añadió el joven empleado.

“Lo mejor de todo fue cuando el coletas se puso a bailar reguetón, el hombre ahí donde lo ves le gusta el perreo que no veas”, ha sentenciado el joven empleado que los atendió.



Contacto:
Correo cadenaes.com